Con este método se puede sanar la homofobia en 4 sencillos pasos

Con este método se puede sanar la homofobia en 4 sencillos pasos

El Tío Gamborimbo responde a una pregunta enviada desde Argentina.

929
Compartir

El Tío Gamborimbo responde la pregunta de Salvador de Veracruz y le aconseja un método de 4 pasos para curar la homofobia en su familia.

Me acepté como soy, pero ahora cómo coños se lo digo a mis padres homofóbicos. Cada vez que sale una noticia de alguna persona LGBT se ponen prejuiciosos y por dentro me muero cada vez que los escucho ¿Qué hago?

Es verdad, salir del clóset con una familia adoctrinada por los prejuicios del género, es más peligroso que salir a comprar cigarros en la madrugada en babydoll.

Unos padres avergonzados de un hijo homosexual, pueden presentar comportamientos  agresivos y violentos que pueden terminar por separar a una familia más rápido que la amante veinteañera del padre.

Sin embargo, si algo hemos aprendido del gran César Millán, es que por más perra que sea tu familia, ésta puede ser domesticada.

Si lo que te preocupan son las reacciones cavernícolas de tus padres ante las situaciones LGBT, lo que te recomiendo es que los sometas a una campaña de propaganda homosexual permanente, la cual he denominado «Método Deshomofobificador Intensivo del Tío Gamborimbo», el  cual consta de cuatro sencillos pasos  para tumbarle, gracias al poder detergente de los medios masivos de comunicación, las ideas retrógradas a cualquier interfecto y son los siguientes:

1.- Chantaje emocional cinematográfico: Toda madre sabe que la extorsión psicológica a los hijos rinde frutos y es un conocimiento que su descendencia aplicará en el futuro, pero ¿qué tal si se la aplicas a tus padres? Puedes someter a tu familia a películas gay como «Brokeback Mountain» o «Milk», las cuales muestran las terribles consecuencias de la homofobia y ayudará a tus padres a captar el sentimiento de culpabilidad que necesitan tener para arrepentirse y sentirse como cagada por tratar así a un hijo.

2.- Borrado de prejuicios intensivo televisado: Tal y como la Tele ha sido el medio para normalizar la homofobia, la misoginia y las malas actuaciones de las actrices mexicanas en las telenovelas, también es el medio idóneo para derretirle el cerebro con todos los prejuicios que tenga en su interior a cualquier persona. Aquí es donde series cómicas como «Will & Grace» o Modern Family», pueden ayudar a tus padres a verle el lado gracioso a tus mariconadas.

3.- Generación de pensamiento racional: La Iglesia Católica y la Inquisión saben bien que la lectura es el mejor método para abrirle la mente a las personas, no en vano se esmeraron durante siglos quemando todo ejemplar que contraviniera su doctrina. Tus padres necesitan unos buenos cañonazos de pensamiento crítico. Judith Butler o Carlos Monsiváis, son dos autores que pueden ayudarles a encender la chispa en la oscuridad de su ignorancia.

4.- Aclimatación en internet: Claro, no falta que tus padres se sometan a mi tratamiento sólo para terminar convencidos por algún pastor o sacerdote de que tienes el diablo adentro y que únicamente una terapia de conversión puede salvarlos a ellos de las llamas del infierno por el castigo de tener un hijo gay. Por ello el reforzamiento es indispensable para mantener a raya los pensamientos de odio. Una dosis diaria de www.ulisex.com  ya sea en Facebook o Twitter es lo que tus papis requieren para acostumbrarse a la realidad de la diversidad y dejar atrás su vida como radicales homofóbicos de extrema derecha.

Espero que mis consejos te sean útiles, los aproveches, documentes el proceso y si no funciona, debes saber que siempre podrás demandarlos y refundirlos en la cárcel por maltrato.

Tú también escríbele al Tío Gamborimbo pícale aquí.

Comentarios