¿Hombres lobo en la Comunidad Gay?

¿Hombres lobo en la Comunidad Gay?

262
Compartir
lobos

Si para ti es un misterio, el porqué algunos hombres homosexuales son considerados o se autodenominan «lobos», tienes que seguir leyendo.

En algunos grupos de la Comunidad LGBT+, existe una atracción especial por hombres lobos y vampiros. De ahí que personajes de ficción como Carmilla o Lestat, sean considerados de gran atractivo, principalmente por la sexualidad que representan en sus historias.

Sin embargo, en esta ocasión, abordaremos las características de los «lobos», una de las subculturas más arraigadas entre hombres homosexuales, basada en el aspecto físico.

Y no estamos hablando de zoofilia o licantropía. Tampoco nos referimos a los cánidos salvajes, sino de otro tipo de lobos.

En el argot gay existen muchas «tribus» o sub-grupos. Seguramente has escuchado hablar de los «Osos» (hombres corpulentos, peludos y musculosos) o de las «nutrias» (hombres delgados y semi-velludos).

Las tribus mencionadas, hacen referencia a dos grupos de determinadas características físicas que producen atracción emocional y sexual en otros hombres de la Comunidad Gay.

El gusto por «osos», «nutrias» o «lobos» podría ser considerado fetichismo, en la medida que la atracción sexual se concentra en uno u otro de estos subgrupos.

Describiendo a los hombres lobo

Los «lobos» son hombres de cuerpos atléticos (no excesivamente musculoso), con vello corporal, de moderado a abundante, con barba tupida, ceja poblada y de aspecto masculino.

Algunos tiene cabello corto o están rapados, pero también los hay de larga melena. Serían como un punto intermedio entre los «Osos» y las «Nutrias». No son tan corpulentos como los primeros, y tienen una apariencia más varonil y fuerte que los segundos. Probablemente el auge que esta tribu de está teniendo en los últimos tiempos, deriva de la moda masculina de la barba, que ya tiene cuando menos una década marcando tendencia entre los hombres.

Se les llama «lobos» haciendo referencia a su aspecto masculino, rudo, salvaje y sexualmente agresivo, que recuerda al comportamiento de los lobos de cuatro patas. Su vello facial y corporal recuerda a los licántropos u hombres lobo de la ciencia ficción y el folclor.

De la Literatura de horror al Cine porno

De hecho, son los «hombres lobo» los seres de ficción que más se relacionan con la sub-cultura gay. En muchas novelas, la apariencia ruda, viril y salvaje del licántropo ha sido explotada como una suerte de depredador sexual. Esto también se ha explotado dentro de la pornografía.

Por cierto, en Hollywood ya se prepara una nueva versión fílmica del clásico Hombre Lobo y es Ryan Gosling quien lo encarnará en la gran pantalla…¡Por eso gustan tanto los «lobos» y provocan tantas fantasías!

lobos
En el remake de la telenovela «Cuna de Lobos» una de las escenas más polémicas fue el beso entre dos personajes gay, que podrían considerarse lobos.

Algo importante a destacar: aunque el término de «lobos» ha sido acuñado por esta tribu del colectivo gay, lo cierto es que este tipo de hombres también resultan muy atractivos para muchas mujeres.

Miren algunas de las imágenes que se comparten en este artículo y que ejemplifican a esta curiosa tribu del colectivo LGBT+ y saquen sus propias conclusiones ¿A que famosos clasificarían dentro de esta lista?

Seguramente en esta temporada de «monstruos», muertos y disfraces, a muchos y muchas de ustedes les gustaría encontrarse en un bosque con uno de estos «lobos» antes que con alguno escapado de una película de horror.

¿A ti te atraen los «lobos»?

Comentarios