Buscan que Congreso exhorte a alcalde de MTY por permitir a predicadores...

Buscan que Congreso exhorte a alcalde de MTY por permitir a predicadores de odio

350
Compartir

MONTERREINA.- Integrantes del Colectivo Todes, recientemente formado, acudieron al Congreso local, para entregar una carta, solicitando a la Legislatura, exhorte al Alcalde de Monterrey, Adrián de la Garza, para que no facilite los espacios públicos a predicadores religiosos que difunden mensajes de odio, contra varios grupos minoritarios, incluidas las personas LGBT.

Anteriormente, en octubre del año pasado, ya se había recurrido a la Comisión Estatal de Derechos Humanos, señaló, Daniel Santos a U!M, pero el Ayuntamiento de Monterrey, no ha atendido las peticiones de información al respecto, toda vez que la responsabilidad ha recaído en la Alcaldía de la Ciudad, ya que la instalación de toldos, subir camionetas a la Alameda Mariano Escobedo, así como la conexión eléctrica para equipos de sonido, no serían posibles sin el consentimiento y apoyo del Municipio.

En la carta, los activistas, acusaron a «Un grupo de líderes religiosos que dispersan mensajes de odio, discriminación e incitación a la violencia y a la comisión de crímenes de odio por orientación sexual e identidad de género, así como feminicidios».

Por tal motivo, activistas pidieron al Congreso de Nuevo León,  «Emita exhorto al Ayuntamiento del municipio de Monterrey, para que a la brevedad, evite que en los espacios públicos a su cargo, grupos religiosos o de cualquier otra naturaleza, promuevan discurso de odio, discriminación e incitación a la violencia, pues ni la libertad de expresión, ni la de culto, amparan la comisión de conductas que menoscaben la dignidad y pongan en peligro a ninguna persona».

En este caso, la Iglesia Bautista, con respaldo del diputado local, Melchor Heredia, ha sido señalada por  dispersar mensajes de alto contenido violento en contra casi todos, por ejemplo: católicos, testigos de Jehová; personas usuarias de drogas o con problemas de alcoholismo; trabajadores y trabajadoras sexuales, mujeres y personas LGBT.

 

Comentarios