Faltan 2 debates, ¿pueden éstos cambiar nuestra intención del voto?

Faltan 2 debates, ¿pueden éstos cambiar nuestra intención del voto?

61
Compartir

Por Fer León.

Luego del debate de este fin de semana, el escritor, historiador, intelectual Enrique Krauze, apunta, palabras más palabras menos, “ayer México ha dado un gran paso, nació la cultura del debate”, no podemos estar más de acuerdo, hemos atestiguado el primer debate presidencial de este año, cinco candidatos, cinco visiones, cinco propuestas, de entre las cuales habremos de elegir a quién, en nuestra idea del país que tenemos, del que deseamos, y el rumbo que queramos darle, consideremos sea la persona en quien, a través del voto, habremos de depositar nuestra confianza, el destino del país y sus instituciones, así como la enorme tarea de reconstruir el muy deteriorado tejido social, a partir de recuperar, y hacer valer, el hoy tan rebasado estado de derecho, que tanto urge se aplique, para fomentar una más sana convivencia ciudadana, y de ésta, para con sus gobernantes, legisladores y autoridades, exigiendo sea ésto de forma recíproca.

En dicho debate, no sólo vimos y escuchamos a los candidatos, también pudimos ver mucho de sus personalidades, capacidades y limitaciones, el panorama se va aclarando, y cada quien podemos ir definiendo el sentido de nuestro voto, con la seguridad y certeza, de elegir la mejor propuesta, por su contenido y por ser aquella que se identifique con nuestra necesidad, pensamiento, ideología y demandas ciudadanas, y no elegir guiados por el hartazgo, o por sentimientos ajenos, ni por intereses mezquinos que traten de desvirtuar nuestra expresión ciudadana a la hora de sufragar.

También fuimos testigos del magnífico desempeño de los moderadores, cuyo excepcional trabajo, ha sido contundente para descubrir, aspectos y expresiones de los candidatos que buscan el voto ciudadano.

Así pues, la contienda va, faltan dos debates, y nosotr@s tendremos la oportunidad, de confirmar o revertir la intención de nuestro sufragio, según nuestra percepción de los próximos eventos y acontecimientos.


Por Fernando De León.
Comentarios